CRIS (Centros de Rehabilitación e Integración Social)

Definición

Los centros de rehabilitación e integración social, (CRIS), son servicios específicos y especializados, en régimen ambulatorio, dirigidos a personas con enfermedad mental crónica, con un deterioro significativo de sus capacidades funcionales, donde se llevarán a cabo programas de trabajo adecuados a las características, necesidades y situación concreta de los usuarios y usuarias.

Beneficiarios

Personas adultas afectadas por enfermedades mentales graves, que impliquen un deterioro importante de su actividad social y laboral, y de sus capacidades funcionales.

Ubicación

En áreas urbanas, con fácil acceso y contacto con la comunidad y recursos existentes en la misma, con adecuada red de transportes y proximidad y conexión con los Centros de Salud, Centros de Día, recursos de rehabilitación laboral y recursos residenciales.

Capacidad

El número de plazas será como mínimo de 50 y como máximo de 70.

Prestaciones

En los CRIS se realizarán las siguientes prestaciones mínimas:

  • Protocolo de evaluación social y funcional.
  •  

  • Entrenamiento en competencia social y en habilidades de autocuidado y de la vida diaria.
  •  

  • Recuperación de habilidades cognitivas.
  •  

  • Psicomotricidad.
  •  

  • Programa individualizado de rehabilitación (PIR).
  •  

  • Psicoeducación y promoción de estilos de vida saludables.
  •  

  • Protocolo de seguimiento y apoyo comunitario.
  •  

  • Apoyo y asesoramiento a la familia.